¿Por qué engordo?

No es un secreto que el exceso de calorías y la falta de actividad física sean los mayores causante del sobrepeso, pero ¿cómo explicas un aumento de peso cuando tu estilo de vida es saludable?

La genética juega un papel importante en la acumulación de grasa corporal, pero existen además otras causas que deberías revisar en caso sean las promotoras de tu inexplicable subida de peso.



Falta de sueño:

El cuerpo funciona bien cuando tiene un buen descanso. La falta de horas de sueño altera el sistema hormonal y disminuyen el metabolismo. El cortisol aumenta ocasionando así resistencia a la insulina, la hormona de crecimiento disminuye provocando la pérdida de masa muscular, produciendo cansancio y una mayor acumulación de grasa. Sumado a todos estos desequilibrios internos, las personas con insomnio comen más o por cansancio eligen malas opciones de alimentos. Si sufres de insomnio revisa las causas, puede ser un exceso de estimulantes (cafeína), una dieta pesada (mucha grasa o condimento) o temas emocionales.

Mucho estrés:

Vivimos en una sociedad demandante y exigente la cual afecta directamente nuestro temperamento y emociones. Cuando el estrés es mayor al que podemos soportar, el organismo se “asusta” y el metabolismo disminuye por la mayor secreción de cortisol y leptina, (las hormonas encargadas de almacenar grasa en la zona abdominal). Esta mayor concentración de grasa intra abdominal es la causante de enfermedades metabólicas.

Medicinas nuevas:

Cada persona responde diferente a las medicinas. En muchos casos las recetadas para la depresión, migrañas, presión arterial, diabetes, o las que contienen esteroides, hormonas o anticonceptivos pueden ser las causantes de tu subida de peso o de tu retención de líquido. Conversa con tu médico en caso sientas que la medicina es la que no te deja bajar de peso.

Condición médica:

Pocos son los casos donde la persona sufre de alteraciones a la tiroides, pero podría ser hipotiroidismo. Si te sientes cansado, con mucho sueño, con intolerancia al frío, con hinchazón o mucho dolor de cabeza podrías estar con problemas en tu tiroides. Acude a un endocrinólogo para que te ayude a descartar esta u otra enfermedad.

Haz una lista de compras:

Ahora, con tu menú hecho, es súper fácil hacer la lista de lo que necesitas comprar, desglósalo todo de tal forma que no te falten los ingredientes. Puedes comprar algo más como por ejemplo yogurt natural, pecanas o fresas por si te da hambre a mitad del día.

Menopausia:

Si bien la menopausia es multifactorial, la menor producción de estrógenos logra que la forma del cuerpo cambie y se empiece a almacenar la grasa en el abdomen (como los hombres). Es por eso que una dieta balanceada, ejercicio de resistencia (pesas) y suplementos de calcio con vitamina D son tan importantes en esta etapa de vida.

Es normal que la persona, a medida pasan los años, vea un aumento de peso o una pérdida de masa muscular ya que por la falta de actividad física el metabolismo disminuye ocasionando una mayor acumulación de grasa. Es por eso que una dieta equilibrada y una rutina ordenada de ejercicios son la clave para evitar el sobrepeso; no solo para verse bien en el momento, si no para prevenir estos desequilibrios a futuro.